La Escuela de Ávila se abre como centro de formación para policías locales de toda España

79

El director de la Policía ha presentado el proyecto a la Comisión de Seguridad de la FEMP

  • La calidad de sus enseñanzas y las inmejorables instalaciones la convierten en un referente internacional para la preparación de agentes, desde los niveles más básicos a los mandos policiales

  • La Dirección General de la Policía quiere atribuir nuevos proyectos al buque insignia de la Policía Nacional, como los cursos de promoción, actualización o especialización de agentes, o la preparación de miembros de otros cuerpos policiales

  • El objetivo es convertirla en Centro de Seguridad Pública donde se ofrezca una enseñanza troncal profesional a los operadores de seguridad, tanto autonómicos como municipales, para mejorar la relación con las FCSE y garantizar una misma visión en el mantenimiento de la seguridad ciudadana

  • La Escuela es demandada constantemente por Policías de otros países, principalmente de Iberoamérica, para la especialización de sus agentes y ha formado ya a policías locales de Castilla y León, agentes de la Policía Foral de Navarra o mandos de la policía de Cantabria

  • http://www.interior.gob.es/policias-locales-de-toda-espana-13733?locale=es

El director general de la Policía, Ignacio Cosidó, se ha reunido hoy en Ávila con los miembros de la Comisión de Seguridad y Convivencia Ciudadana de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) para ofrecerles la Escuela de la Policía Nacional para la formación, actualización y especialización de agentes y mandos de las Policías Locales de toda España. A la reunión ha acudido también el alcalde la Ávila y anterior presidente de la FEMP.

Ignacio Cosidó ha manifestado su intención de mantener a la Escuela de Ávila como un referente internacional en la formación de otros Cuerpos policiales. El objetivo en convertir a la Escuela en un Centro de Seguridad Pública donde se ofrezca una formación troncal profesional a todos los operadores de seguridad, tanto autonómicos como municipales, y mejorar así la comunicación y colaboración con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y aportar una misma visión a la hora de garantizar la seguridad de todos los ciudadanos.

Durante esta jornada, el jefe de la División de Formación de la Dirección General de la Policía, junto al nuevo director de la Escuela, ha mostrado a los miembros de la Comisión de la FEMP las instalaciones de este complejo policial. El proyecto quiere ofrecer una formación básica para agentes, una formación para mandos policiales y una enseñanza destinada también a la especialización en las distintas áreas policiales.

Agentes con formación de calidad

La calidad de la enseñanza que se imparte en la Escuela de la Policía Nacional ha sido certificada en distintas ocasiones desde que se puso en marcha el “Plan de Calidad” en el año 2000. Desde entonces, este centro ha recibido numerosos premios y reconocimientos por esta iniciativa pionera en el ámbito policial, como el “Sello de Excelencia Europea 500+”, según el modelo EFQM. Una enseñanza de calidad y abierta a la sociedad que es clave para mejorar el servicio a los ciudadanos. Los planes de estudio, además, han seguido unos procesos de innovación y desarrollo que se adaptan a las directrices marcadas por la Unión Europea en la Declaración de Bolonia. El Instituto Nacional de Administración Pública concedió en enero de 2011 a la División de Formación y Perfeccionamiento dos Premios a la Calidad de los Materiales Didácticos en su octava edición. Junto a su destacada enseñanza, la Escuela abulense dispone de unas inmejorables instalaciones que la han convertido en un referente internacional.

En los últimos 12 años, este centro ha formado a unos 44.000 agentes de la Policía Nacional, pertenecientes tanto a la Escala Básica como a la Ejecutiva. En la Escuela también se ha preparado a miembros de la Policía Local de Castilla y León, la Policía Foral de Navarra, mandos de la Policía Local de Cantabria o agentes de otros cuerpos de policía extranjeros, principalmente Iberoamericanos, gracias a los convenidos de colaboración suscritos.