MÁLAGA: IMPUTAN A UN POLICÍA LOCAL EN RELACIÓN AL SABOTAJE DE MOTOS EN UNA JEFATURA DE DISTRITO

43

Los investigadores han identificado al funcionario tras revisar las cámaras de seguridad y los turnos de trabajo de la plantilla

El Ayuntamiento presentó una denuncia por daños en 13 motos valorados en 1.200 euros

http://www.diariosur.es/v/20130111/malaga/imputan-policia-local-relacion-20130111.html

Un agente de la Policía Local de Málaga ha sido imputado en relación a uno de los sabotajes de motos en una Jefatura de distrito de la capital. El funcionario ha sido identificado en el transcurso de la investigación del Cuerpo Nacional de Policía, que mantiene abiertas varias diligencias sobre los distintos actos de boicot que se han producido en dependencias municipales en los últimos meses.
Las pesquisas se iniciaron a raíz de una denuncia formulada por un representante del Ayuntamiento por los daños causados en 13 vehículos -ocho motocicletas y cinco ‘scooters’- que estaban aparcadas en la jefatura del distrito Norte de la Policía Local, en La Corta.
El suceso ocurrió el 7 de diciembre. Esa mañana, al incorporarse al trabajo, los agentes se toparon con el sabotaje. Las motos habían sido manipuladas para impedir que arrancasen. Alguien había introducido tornillos en las cerraduras y, en algunos casos, había cortado los cables de los embragues.
Cuantía de los desperfectos
La denuncia, que se interpuso en la comisaría de la Policía Nacional en La Palmilla, cifraba los desperfectos ocasionados en unos 1.200 euros, según estimaron las fuentes consultadas. Al superar los 400 euros (por debajo de esa cifra se considera una falta), se abrió una investigación por un presunto delito de daños intencionados en el patrimonio municipal.
La investigación comenzó por recabar todos los archivos de vídeo captados por las cámaras de seguridad del recinto así como los turnos de trabajo de los agentes que prestan servicio en la jefatura. Al parecer, las imágenes grabadas por el sistema de videovigilancia permitieron estrechar el cerco en torno a un posible sospechoso.
Tras varias gestiones, los policías que llevan el caso identificaron a un funcionario por su presunta implicación en los hechos. El agente fue citado en comisaría para prestar declaración en calidad de imputado. A continuación, se remitieron las primeras diligencias al Juzgado de Instrucción número 5 de la capital malagueña, que sigue la investigación de ese sabotaje.
La comisaría indaga en otro acto de boicot similar que tuvo lugar durante las pasadas navidades en la jefatura de la Policía Local en el distrito de Puerto de la Torre. Ocho motos aparecieron inutilizadas al haber introducido palillos de dientes en las cerraduras. Las pesquisas de este segundo caso continúan abiertas sin que, por el momento, se hayan producido imputaciones.