La Policía Local de San Pablo de los Montes (TO) Participa en la operación antidroga que se salda con cinco detenidos.

72
Un padre y sus tres hijos en prisión por cultivo y venta de marihuana

La Policía Nacional ha detenido a cinco miembros de una misma familia por cultivo y venta de marihuana en su vivienda de la localidad toledana de San Pablo de los Montes. Cuatro de los detenidos, el padre y sus tres hijos,  se encuentran ya en prisión, habiendo quedado en libertad con cargos la madre, al tener a su cuidado a su progenitora, de muy avanzada edad, que no puede valerse por sí misma.
Los detenidos son el matrimonio formado por H.M.H., de 61 años, su mujer, E.A.L., de 57 años, y los tres hijos de la pareja, con edades comprendidas entre los 19 y los 29 años.
Una operación desarrollada por el Grupo de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Toledo, sobre la que informaba ayer el subdelegado del Gobierno en Toledo, José Julián Gregorio.
La operación se saldaba con la incautación de cerca de 80 kilos de droga, que en el mercado podrían haber alcanzado un valor de 385.000 euros; así como el desmantelamiento de un laboratorio clandestino dedicado a la preparación de semillas, y una plantación de cannabis sativa.
Durante el registro domiciliario se intervenían un total de 30 plantas de cannabis; botes de cristal y cajas de cartón con marihuana, dispuestos para su venta; cinco vehículos de alta gama, así como 985 euros que se habían obtenido de la venta en los últimos días, entre otros efectos.
Se conseguía terminar así con un punto de cultivo y distribución de droga que estaba causando «gran alarma social», no sólo entre los vecinos de la localidad y los municipios limítrofes, sino también en la propia capital «donde se levantaron bastantes actas en zonas de ocio», explicaba Gregorio. Denuncias que dirigían las investigaciones hacia un mismo punto en San Pablo de los Montes, que culminaba con la intervención policial.
Las investigaciones comenzaban este mismo verano, y culminaban el pasado jueves, 6 de septiembre, cuando se procedía al registro  en esta vivienda y las detenciones.
El subdelegado del Gobierno felicitaba y agradecía su labor al Jefe Superior de Policía de Castilla-La Mancha, Juan Carlos Ortiz, y al comisario provincial, Francisco Herrero, por comandar a este Grupo, que «trabaja y seguirá trabajando por el bien de todos los ciudadanos»; así como a la Policía Local de San Pablo de los Montes, que colaboró en la intervención.

Llamada de atención. Una operación policial importante que también debe servir para «dar un toque de atención», subrayaba el subdelegado del Gobierno en Toledo, ante la proliferación de pequeños huertos en distintas localidades de la provincia.
En este sentido, recordaba a quienes piensan que «por cultivar unas cuantas plantas de marihuana y preparar semillas de cannabis no les puede suponer nada y serán impunes»,  que se trata de un delito perseguido por la Justicia, y puede llevarles a la cárcel, como a los cuatro detenidos en San Pablo de los Montes.
En este sentido, subrayaba que hacer dinero fácil con la salud de los demás, cultivando y distribuyendo droga, «será perseguido con todos los medios» desde la Subdelegación del Gobierno, gracias a la colaboración de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.  Algo que tiene su reflejo en esta importante operación, pero también en otras de menor envergadura.