FORMACIÓN SPL CLM ALBACETE: JORNADA PRESENCIAL UTILIZACIÓN DISPOSITIVOS ELÉCTRICOS NO LETALES

291

Este miércoles 14 de noviembre de 2018 se llevó a cabo la segunda jornada presencial sobre la utilización de dispositivos eléctricos no letales, organizada por el SPL CLM dentro del Plan de Formación del Ayuntamiento de Albacete, donde se contó con la presencia como monitores de Pedro Gil y Gonzalo, responsables de la formación del SPPLB a nivel nacional y expertos formadores en Dispositivos Electrónicos de Control y profesionales de los Cuerpos de Policía Local de la Comunidad Valenciana.

Destacar la presencia en la última parte de la jornada formativa de varios representantes de los Grupos Municipales de PP, PSOE, CIUDADANOS y GANEMOS, que han podido presenciar “insitu” las exposiciones de los formadores, y preguntar las dudas que podían tener sobre estos dispositivos.

Es importante la presencia en estas jornadas de los responsables municipales, junto con los agentes policiales, para poder conocer de primera mano estos dispositivos y resolver las dudas que pudieran surgir, de cara poder formarse una opinión y tener la mayor información posible para tomar las decisiones o posicionamientos en caso de una futura adquisición de estos medios defensivos.

Desde SPL CLM agradecemos la presencia de los responsables municipales, junto con la Jefatura, ya que pone en valor el interés por las condiciones laborales de la Policía Local.

JORNADA FORMATIVA SOBRE ELEMENTOS DEFENSIVOS

Con la información recibida en las jornadas celebradas en este Plan de Formación, por parte del SPL CLM se está confeccionando el correspondiente informe para evaluar su adquisición y dotación a los agentes de la Policía Local de Albacete.

Se trata de un arma de fuerza no letal, que permite la incapacitación de una persona mediante pulsos eléctricos que interfieren entre el sistema nervioso y el sistema motor, sin provocar lesiones ni daños graves en el organismo y sin efectos secundarios.

Se utilizará en aquellas situaciones en las que exista un grave riesgo para la integridad física de ciudadanos, policías o sujetos a controlar, quedando registrado todo uso en la memoria interna. Además, el inmovilizador dispone de una cámara cuya grabación se activa en el mismo instante en que el agente quita el seguro. Estas grabaciones se remitirá a la autoridad judicial competente en el caso de que sean requeridas; en el caso contrario se destruirán en el plazo de un mes.

En Alcazar de San Juan (CR) también se adquirió este elemento hace unos meses y muchas Policías Locales lo están implantado, por su operatividad y reducción de lesiones tanto en agentes como en las personas reducidas. Hace unos días pudimos ver en los medios de comunicación una intervención con Taser por agentes de Policía Local de Orihuela donde se pudo comprobar la reducción de la persona alterada sin causarle lesiones.

https://elpais.com/elpais/2018/10/22/videos/1540226109_262522.html